viernes, noviembre 16, 2012

Solo con invitación: Sólo tú, Jordi Sierra i Fabra

Destino, Barcelona, 2012. 480 pp. 15,95 €

Carmen Fernández Etreros

Sólo tú es la última novela juvenil del autor Jordi Sierra i Fabra: una obra sobre el poder y la fuerza del amor. Una novela ágil y dinámica en la que nos cuenta la historia de amor entre Beatriz, una estudiante de 17 años que comparte sus opiniones e ideas sobre la música en su blog, y Rogelio un hombre de 38 años, director de marketing en una empresa discográfica y que se encuentra perdido en sus relaciones tras la muerte de su esposa. Un amor que se plantea desde las primeras páginas como imposible y pasajero por la diferencia de edad entre sus protagonistas. Pero ¿entiende el amor de edad y de diferencias? ¿Entiende el amor de lo que opinen los demás? El amor, como llega a decir Rogelio, debe ser absoluto y tiene una fuerza imprevisible que no lo detiene, aunque queramos, ante edades o problemas insalvables.
Lo mejor de la novela para mí es la personalidad de la protagonista Beatriz, una estudiante que está terminando bachillerato y que todavía no sabe muy bien qué hacer con su vida. Una joven que a pesar de su edad tiene muy claras sus opiniones y gustos musicales que plasma todo los días en su blog. Beatriz tiene una familia con problemas desde que su padre se separó de su madre y emprendió una nueva vida. La protagonista además tiene una extraña afición que fotografiar a escondidas a las parejas que se encuentra en el Turó Park de Barcelona, para luego quemar las imágenes de aquellas que están enamoradas y así impregnar el ambiente de ese sentimiento.
El punto de encuentro con Rogelio será su blog donde un día por casualidad leerá Rogelio una crítica a BrainGlobalNoise el grupo que está lanzando su discográfica. Y lo curioso, y bien pensado por el autor, es que Rogelio no tiene tantos conocimientos sobre música como Beatriz aunque trabaja en la industria de la música.
Sólo tú cuenta con una historia bien narrada, con un ritmo muy ágil y unos personajes secundarios interesantes como Gonzalo el amigo cantante de la protagonista y Elisabeth su vecina y única amiga. También que Jordi Sierra i Fabra dibuja el panorama crítico del sector de la música en nuestro país: los cierres de las casas discográficas, la influencia de los blogueros y la importancia del marketing para el lanzamiento de los nuevos grupos musicales.
Una novela Sólo tú en suma que engancha y que va más allá de una novela romántica para adolescentes y que provoca en los lectores


Jordi Sierra i Fabra: "La mayoría de autores no seguimos modas ni tendencias, vamos por libre, escribimos lo que sentimos"

El escritor Jordi Sierra i Fabra es seguramente uno de los autores más prolíficos de nuestro panorama editorial. Ha escrito por ahora más de 400 novelas, muchas de las cuales han sido traducidas a veinte idiomas diferentes y entre sus innumerables premios figura el Nacional de Literatura Infantil y Juvenil. Cada año publica varias novelas y este 2012 nos sorprende con Sólo tú una novela juvenil romántica que nos sumerge en una historia sobre la fuerza del amor entre dos personajes inmersos en los problemas de la industria musical

Sólo tú es una novela romántica en la que el amor entre sus protagonistas es el centro de toda la trama, ¿vuelve el amor a la literatura juvenil después de tantos años de triunfo del fantasy?
—A mí es que siempre me pasa igual. Tengo una idea, la planifico, hago el guión, escribo el libro, y pueden pasar a veces meses o años entre eso y que se publique. Entonces a lo peor aparece en medio de una tendencia y dicen que me he apuntado a ella. O todo lo contrario, no tiene nada que ver, y alguien dice que no estoy al día. ¿Cuándo entenderá la gente que la mayoría de autores no seguimos modas ni tendencias, que vamos de por libre, que escribimos lo que sentimos, cuando lo sentimos y cómo lo sentimos, que no aceptamos encargos, y que es el azar el que determina estos aspectos? Es más: hay algunos autores que somos los que marcamos tendencias, como hice yo hace más de 20 años con mi forma de entender y escribir el realismo. Tengo al menos dos docenas, o más, de ejemplos ilustrativos. Cuando escribí Casting faltaban seis meses para que apareciera la primer Operación Triunfo, la de Bisbal, Rosa, Chenoa, etc. Menos mal que puse la fecha al acabar la novela. Sin embargo al editarse, en plena fiebre “triunfera”, no faltó quien no se dio cuenta de esa fecha y dijo que yo me apuntaba la moda. Hay que tener siempre en cuenta cuando se hacen las cosas. Enmarcar una novela en su contexto temporal es básico.
Entra AQUÍ para leer la entrevista completa